Hoy es el día de Todos los Santos y en Cataluña (y cada vez en más partes del mundo) es tradicional celebrar este festivo con una buena comida familiar y terminarla comiendo castañas, vino dulce y cómo no: panellets. Los panellets son un dulce típico catalán compuesto básicamente con harina de almendras, patata y azúcar. Puedes añadirle toppings u otros ingredientes como café, cacao, coco pero los más comunes son los cubiertos de piñones. En definitiva, un postre muy calórico, y con de alto índice glucémico.

En Pureskincare creemos que siempre va bien darse un capricho, sin embargo, hoy en día existen mil alternativas saludables a los postres y los dulces llenos de azúcares y harinas refinadas, por eso hoy te enseñamos a elaborar panellets healthy e igual de deliciosos, que puedes disfrutar con toda tu familia.

¿El truco? Eliminar el azúcar  y cambiar la patata, una fécula nutritiva pero con un alto valor calórico y glucémico, por el boniato: hermano de la patata con más beneficios nutricionales que esta. El boniato se absorbe más lentamente en sangre, evitando la hiperglucemia; es rico en betacarotenos, contiene muchas vitaminas que fortalecen el sistema inmune y es fácil de digerir.

Foto: xupxupfactory

Ingredientes:

Boniato

Harina de almendra

Miel, sirope de ágave o dátiles

Opcional: canela, cacao puro, coco rallado, piñones...

Elaboración:

Lavar y cortar el boniato. Colocarlo en el horno y dejar que se ase durante aprox. 40 minutos. Una vez está blando lo sacamos del horno y lo dejamos enfriar.

Le quitamos la piel alboniato, lo trituramos y lo unimos a la harina de almendras. Ahora es el momento de escoger si prefieres añadirle dátiles, miel o sirope para endulzar. Tú eliges la cantidad, pero recuerda que el boniato ya es dulce.

Cuando tengamos una masa homogénea, cogemos trocitos de ella y les damos forma de bolita. Puedes hacer diferentes tipos de panellets añadiendo coco en algunos, café en otros, cacao  o piñones.

Una vez terminada nuestra creatividad, ponemos los panellets en una bandeja y los horneamos hasta que salgan doraditos.

¡Ya puedes disfrutarlos!